En medio de la agitación social por el paro nacional convocado por la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) y el arresto de su máximo líder, Leonidas Iza, las manifestaciones en algunos puntos del país se han tornado violentas y periodistas que realizaban su trabajo han sido agredidos. Esta nota fue actualizada al 22 de junio de 2022.

Estos ataques fueron denunciados por Fundamedios —organización que promueve y protege los derechos y la libertades de expresión de la prensa.

Hasta el 23 de junio, Fundamedios había reportado 86 agresiones distribuidas de la siguiente manera:

  1. 52 periodistas
  2. 13 camarógrafos
  3. 5 comunicadores comunitarios
  4. 4 canales digitales
  5. 3 asistentes
  6. 4 fotoperiodistas
  7. 2 agresiones específicas contra medios
  8. 3 agresiones contra medios de comunicación en general.
PUBLICIDAD

Fundamedios dice que “la mayoría de las agresiones se atribuyen a manifestantes”, a quienes se responsabilizan por 61 de los casos. Además, la organización dice que los “agentes del Estado” han cometido 12 de las agresiones y que otras 9 han sido atribuidas a “desconocidos”.  Además, 2 agresiones fueron cometidas «por funcionarios públicos» y una habría sido cometida por un líder indígena.

La mayoría de las agresiones —48 casos— han sido físicas. También hay amenazas, hurto de equipos, restricción del espacio digital, detenciones, uso abusivo del poder Estatal, entre otras. 

En su mayoría se han concentrado en Pichincha, donde se reportaron 26 de los casos. Además, hubo reportes de agresiones en Guayas, Cotopaxi, Bolivar, Pastaza, Imbabura, Morona Santiago, Napo, Chimborazo y Cotopaxi.

Los detalles de algunos de los incidentes

Agresiones a periodistas de la Fenape

En el segundo día del paro, el 14 de junio, los periodistas Daniel Villarroel y Bladimir Guarnizo —presidente de la Federación Nacional de Periodistas del Ecuador y presidente del Colegio de Periodistas de Bolívar, respectivamente— fueron emboscados por un grupo de indígenas en el ingreso a la parroquia rural de Santa Fe, en la provincia de Bolívar. 

Villarroel dijo a GK que él y su compañero en la mañana de hoy, 14 de junio, recorrieron la carretera Guaranda-Chimbo, en la provincia de Bolívar, para conocer cómo estaba la situación. Dice que a la ida no encontraron vías cerradas o mayores novedades por lo que avanzaron en la carretera, hasta el ingreso de la parroquia rural Santa Fe, donde no se veían manifestantes. Sin embargo, según Villarroel, al momento de regresar, los manifestantes se habían escondido en los matorrales.

Al verlos llegar empezaron a salir y a “ponchar llantas, golpear los vehículos, golpear los parabrisas”. Los manifestantes salieron de la nada como en las películas de zombies”, dice Daniel Villarroel, uno de los periodistas que fue atacado en Bolívar mientras cubría las protestas. Los periodistas dieron marcha atrás y con la llanta ponchada tuvieron que avanzar más o menos un kilómetro hasta llegar al barrio La Merced, en Guaranda. Ahí cambiaron la llanta y pudieron regresar a casa. Daniel Villarroel cree que si se hubieran quedado, quizás la historia hubiera tenido otro final. 

Agresiones a periodistas de Ecuavisa

También en el segundo día del paro, Patricio Viera y su camarógrafo, ambos del canal nacional Ecuavisa, fueron agredidos con palos en las afueras del Complejo Judicial de Latacunga, por los comuneros que se encontraban en el lugar. Estos habrían preguntado a los periodistas “¿Dónde está Leonidas Iza?”, refiriéndose al presidente de la Conaie que fue detenido en la madrugada de este jueves 14 de junio. 

Los periodistas se encontraban en Latacunga para realizar una transmisión en directo, cuando 30 personas se acercaron con intención de agredirlos, impulsados por la rabia del apresamiento de Iza. Cuando los comuneros se pusieron más violentos, Viera explica que los evitó, sin dar mayores explicaciones, y empezaron a correr mientras los perseguían. Al alcanzarlos, los manifestantes los forcejearon durante cinco minutos y ahí sucedieron las agresiones. Al final, ambos periodistas lograron zafarse y regresaron a casa. 

Intimidaciones a periodistas de Teleamazonas

Un periodista de Teleamazonas, Paúl Coello y su camarógrafo, fueron impedidos de seguir realizando su trabajo a las afueras de la capital. Los comunicadores fueron  intimidados para que no filmaran a los manifestantes y no permitieron que se realizaran las tomas de lo que estaba sucediendo en Calderón, al norte de Quito. Coello relató lo sucedido en la transmisión en directo del noticiero de la comunidad de la mañana, el 14 de junio. 

Agresiones contra periodistas del medio digital La Voz Ciudadana EC 

La noche del 14 de junio, Fundamedios denunció también la agresión de los periodistas Juan Carlos Sola y Brayan Borja, del medio digital La Voz Ciudadana EC. 

La organización denunció que los periodistas fueron “agredidos por un grupo de manifestantes en Guaranda”, en la provincia andina de Bolívar. Los manifestantes los habrían golpeado mientras les reclamaban por grabarlos. En un video publicado por Fundamedios, se escucha que uno de los periodistas les dice a los protestantes que son un medio de comunicación, que tienen derecho a la libertad de expresión y les pide respeto. 

Sin embargo los manifestantes responden con violencia. Les reclaman que “¿para qué están grabando?” “¿qué vienes aquí a grabar?” y los golpean con sus manos y palos. 

Agresiones contra periodistas de Cordillera Medio de Comunicación

En el segundo día del paro, los periodistas no solo fueron agredidos por manifestantes sino también por las fuerzas del orden. 

La organización Fundamedios denunció que la tarde del 14 de junio, los periodistas Luis Chiluisa y Vinicio Chiluisa del medio Cordillera fueron agredidos por miembros de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional en la ciudad de Latacunga, en la provincia de Cotopaxi. 

Según la organización, los comunicadores fueron agredidos mientras intentaban cubrir los enfrentamientos entre manifestantes y las fuerzas del orden frente a la cárcel regional de Latacunga. 

En la publicación de Fundamedios, se muestran imágenes de celulares rotos. También hay un video en el que uno de los periodistas explica lo que pasó y cuenta que los militares quisieron detener a su compañero. El periodista dice que ellos se identificaron como prensa y que “igualmente no nos hicieron caso”. Según él, luego los militares le quitaron el celular y lo botaron al suelo.

En otro video que circula en redes sociales, se ve a un grupo de policías golpear fuertemente a un periodista del mismo medio. Las imágenes muestran a los agentes golpeando y pateando al comunicador en el piso.

Tras el hecho, la Policía dijo en un comunicado que había empezado un proceso administrativo para determinar quiénes fueron responsables de la violencia.

Horas después, la Fiscalía anunció que había empezado una investigación de oficio por el presunto delito de lesiones. Se investiga a personal de la policía que agredió al periodista. 

El delito de lesiones —en el caso de las que son leves— se sanciona con prisión de entre 30 y 60 días. Sin embargo, si las lesiones son más graves e incapacitan a la persona por más de 90 días, la sanción podría ser una pena privativa de libertad de hasta un año, según el Código Orgánico Integral Penal (Coip). 

Detención de un locutor de Cultura FM

La noche del 14 de junio, Luis David Toctaguano, comunicador de la radio Cultura FM fue detenido en Quito. Según Fundamedios, Toctaguano, quien también es estudiante de la Universidad Andina Simón Bolívar, estaba cubriendo las manifestaciones en Quito cuando fue aprehendido. 

En un video compartido por Fundamedios, se ve a Toctaguano con sus manos esposadas en la espalda. A su lado camina un policía mientras él se identifica como “locutor de radio Subversa que se transmite en la radio Casa de la Cultura”. 

Toctaguano sería uno de los detenidos por presuntamente haber destruido e incendiado un patrullero de la Policía durante las manifestaciones. No se sabe si su detención fue un error. 

Detención de un comunicador comunitario en Cotopaxi

La mañana del 15 de junio, la organización Fundamedios denunció en su cuenta de Twitter la detención de José Julián Ayala Cocha, comunicador comunitario del Movimiento Indígena de Cotopaxi. 

Ayala habría sido detenido la noche del 14 de junio, en el segundo día del paro, mientras cubría las manifestaciones en la provincia de Cotopaxi.

Agresión contra camarógrafo de Teleamazonas

En el octavo día del paro, un camarógrafo de Teleamazonas fue agredido mientras cubría las manifestaciones en San Miguel del Común, una comuna en el norte de Quito. 

En un video compartido por la periodista de Ecuavisa Andrea Báez en su cuenta de Twitter, se ve a un hombre con suéter y gorra gris tomar una piedra que está sobre el pavimento y lanzarla al periodista con fuerza. La piedra cae sobre una de las piernas del camarógrafo, y este prefiere no responder. En las imágenes se ve que después de golpearlo la primera vez, el hombre amenaza con hacerlo de nuevo. 

También se escucha a una mujer que dice “lárguense, ustedes son corruptos”. 

Agresiones contra periodistas de Ecuavisa

También en la mañana del 20 de junio, la organización Fundamedios denunció una agresión contra periodistas de Ecuavisa. En su cuenta de Twitter, la organización dijo que un camarógrafo y su asistente fueron atacados mientras iban a cubrir una movilización indígena en el cantón El Triunfo, en la provincia costera del Guayas. 

Según la publicación de Fundamedios, los comunicadores fueron agredidos con “latigazos en hombros y brazos” por un grupo de manifestantes. En una fotografía, se ve el hombro de un hombre con una marca color rojo que se habría formado por latigazos. 

Agresiones en el Puyo

La tarde del 22 de junio, Fundamedios publicó en su cuenta de Twitter una alerta por varias agresiones contra periodistas en Puyo, que pasaron esa madrugada después de que un joven murió en las manifestaciones en esa ciudad y los protestantes quemaron varios edificios.  

Según el reporte de Fundamedios, el periodista Juan Pablo Villacreces, de Radio Etsa “fue golpeado por una bomba lacrimógena mientras trataba de ayudar a una pareja de ancianos que se asfixiaba, por lo que perdió la consciencia”. 

Además, el periodista Diego Escobar, del medio El Yucazo, que estaba en cobertura con Villacreces dijo que también recibió amenazas por los manifestantes y confirmó que su compañero está estable en su casa. 

Fundamedios también reportó que una motocicleta en la que se trasladaba un equipo periodístico de Pastaza TV fue incendiada por manifestantes la madrugada del 22 de junio en Puyo. 

Agresión a periodistas de UCSG Televisión

En el día 11 del paro nacional, la periodista Adriana Bermeo y los camarógrafos Manuel Villagomez y Santiago Gil, de UCSG Televisión, fueron agredidos mientras hacían una transmisión en vivo en la avenida Patria, en Quito. 

En un video que publicó el medio en su cuenta de Twitter se ve cómo un grupo de manifestantes se acercan a Bermeo y la acusan de no estar contando la verdad. Luego, se ve cómo les lanzan cosas y les dicen que se larguen. “Nos acaban de agredir, nos acaban de lanzar cosas”, dice Bermeo mientras se aleja de los manifestantes. Luego, alguien se les acerca y les dice “deja de grabar o te parto la cámara”, segundos después el video se corta. 

Daniel Acosta, periodista del diario Expreso, dijo que Adriana Bermeo le contó que “la agresión que se ve en el video es nada para lo que ocurrió después”. Según la periodista, “unas 30 personas los acorralaron luego y les quitaron los equipos”. Los equipos luego  habrían sido destruidos. 

GK
(Ecuador, 2011) Periodismo que importa sobre lo que te importa.

VER MÁS CONTENIDO SIMILAR