Primero guayaquileño después aprendiz de surfista y por último arquitecto. Adicto al análisis al pensamiento lateral a buscar patrones y a Led Zeppelin. Tiene siempre las mejores intenciones pero por algún motivo termina siempre enredándose a lo Hank Moody Cree en dos cosas: que la autodidaccia es lo único que nos salvará y en cuestionarlo todo.

Tree Hotel

Viajar es el conjuro más efectivo contra la monotonía. Una de las cosas más gratas de LEER MÁS

|lunes 18 de mayo de 2015 |