El caso Singue es un emblemático caso de presunta corrupción durante el gobierno del expresidente Rafael Correa. El caso trata sobre un presunto delito de peculado en la adjudicación del campo petrolero Singue que habría perjudicado al Estado. 

Última Actualización: 10 noviembre, 2022
➜ Otras Noticias
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores. Hazte miembro de GK

El caso es conocido porque involucra a conocidos ex funcionarios del gobierno como el exvicepresidente, Jorge Glas; Carlos Pareja Yannuzzelli, exministro de Hidrocarburos; y a Wilson Pástor, exministro de Recursos No Renovables. 

¿De qué se trata el caso?

El caso está relacionado con supuestas irregularidades en la firma de un contrato de explotación petrolera en el campo de nombre Singue, en la Amazonía ecuatoriana. 

PUBLICIDAD

Según la Fiscalía, la firma irregular del contrato de adjudicación del campo Singue en 2012, perjudicó al país con una tarifa incorrecta del precio por barril de petróleo. En septiembre de 2019, la Fiscalía acusó al ex vicepresidente Jorge Glas, a Carlos Pareja Yannuzzelli, exministro de Hidrocarburos, a Wilson Pástor, exministro de Recursos No Renovables, y a otras 12 personas más del presunto delito de peculado. 

La acusación llegó después de que la Contraloría General del Estado emitiera un informe que señalaba que había ciertas irregularidades en la negociación del campo petrolero al consorcio ecuatoriano Dygoil-Gente Oil Ecuador. 

Según el informe de Contraloría, que fue presentado en 2017, las irregularidades del contrato de adjudicación del campo Singue al consorcio Dygoil-Gente Oil Ecuador habrían causado al Estado un perjuicio de 5,2 millones de dólares. Sin embargo, de acuerdo a investigaciones de la Fiscalía, el perjuicio real alcanzaría los 28,4 millones de dólares hasta septiembre del 2016.

La Fiscalía aseguraba que “en la firma del contrato, se estableció “sin sustento técnico ni legal, una tarifa de 33,5 dólares por barril de petróleo”. Pero en 2012, cuando se firmó el contrato, el barril de petróleo oscilaba entre los 90 y 100 dólares. 

Además, José Burgos, entonces Subsecretario de Estudios y Patrimonio Hidrocarburífero había estimado que en 20 años se extraerían 2 millones de barriles de petróleo de ese campo. Pero solo tres años después de iniciada la explotación, Dygoil-Gente Oil ya había extraído 4,7 millones de barriles. 

La sentencia y los sentenciados

En enero de 2021, la justicia ecuatoriana dio su fallo. Entre los sentenciados por el caso Singue estaba el ex vicepresidente de la República, Jorge Glas— quien está en prisión cumpliendo una sentencia de seis años por asociación ilícita relacionada al caso Odebrecht. Glas también fue sentenciado a ocho años de prisión en el caso Sobornos 2012-2016 por el delito de cohecho —usar su cargo como funcionario público para obtener un beneficio económico indebido a cambio de “hacer, omitir, agilitar, retardar o condicionar cuestiones relativas a sus funciones”. 

Además de Glas, también fueron sentenciados a ocho años por el caso Singue, Carlos Pareja Yannuzzelli, exministro de Hidrocarburos, Wilson Pástor, exministro de Recursos No Renovables, y César Guerra, gerente de Dygoil. 

Otras tres personas —Andrés Donoso, José Burgos, y Ramiro Cazar, del Comité de Licitación Hidrocarburífera (COLH)— fueron sentenciadas a cuatro años de prisión como cómplices del delito. 

Los jueces Iván León, Javier de la Cadena y José Layedra, de la Corte Nacional de Justicia, sentenciaron a siete de los quince involucrados en el caso. Además, entre todos los sentenciados los jueces establecieron el pago de 5 millones de dólares —que debían distribuirse conforme a su grado de participación—. 

El Código Orgánico Integral Penal (COIP)  dice que el delito de peculado consiste en abusar, apropiarse, distraerse o disponer arbitrariamente de bienes y recursos que están bajo la administración de un servidor público. Según la Fiscalía, la adjudicación del campo Singue perjudicó al país económicamente. 

La declaración de nulidad

Tras la sentencia de primera instancia por el caso Singue, los implicados decidieron apelar la decisión de los jueces de la Corte Nacional. 

PUBLICIDAD

La mañana del 10 de noviembre de 2022, un tribunal de la misma corte, conformado por los jueces Luis Rivera, Felipe Córdova y Daniella Camacho, revisaron la apelación y declararon la nulidad del caso. Según los jueces, en el proceso se vulneró el derecho al debido proceso y a la defensa de los acusados. 

En declaraciones a los medios, en los exteriores de la Corte Nacional de Justicia, el exministro de Hidrocarburos, Wilson Pastor, dijo que “se ha hecho justicia mediante una sentencia de tipo jurídica, el fondo es que el Estado jamás fue perjudicado por ese contrato”. Pastor dijo que la decisión era lo que estaba esperando y aseguró que lo dejaba tranquilo.

¿Ahora qué?

En noviembre de 2021 y enero de 2022,  el ex vicepresidente Jorge Glas solicitó la unificación de penas —un recurso legal que permite que un sentenciado cumpla la pena más alta a la que fue sentenciado en lugar de todas sumadas—. Sin embargo, sus solicitudes fueron negadas. En ambos casos, los jueces dijeron que la unificación de penas no era posible porque la sentencia por el caso Singue aún no estaba ejecutoriada. 

Ahora, que la Corte Nacional de Justicia declaró la nulidad del caso Singue, este deja de estar en la lista de sentencias de Jorge Glas. El abogado Mauricio Alarcón explica que esto significa que Glas puede volver a pedir este recurso que le permitiría acceder a la prelibertad. 

La prelibertad es un beneficio penitenciario en el que una persona que está presa puede concluir su sentencia en libertad— bajo ciertas condiciones, ya que ya ha cumplido con una parte de su sentencia. En el caso de Glas, el ex vicepresidente ya ha cumplido con el 40% de la sentencia por el caso Sobornos —por el que tiene la sentencia más alta. 

Las reacciones

Rafael Correa, ex presidente del Ecuador, reaccionó a la decisión del tribunal de la Corte Nacional. En su cuenta de Twitter, Correa dijo que el tribunal evidenció una “vulneración al debido proceso y a la defensa de los procesados” y que con esta decisión, “Iván Saquicela y [Fernando] Villavicencio quedan en ridículo”.

Según el expresidente, el Caso Singue, “era otra cantinflada, fruto de la perversidad de Celi, Villavicencio, fiscales venales y de un payaso disfrazado de juez llamado Iván Saquicela”. Correa celebró por quienes habían sido procesados en el caso y los llamó “gente honesta y patriota”. 

Tras la decisión de los jueces, la Procuraduría General del Estado emitió un comunicado en el que anunció su rechazo a la decisión del Tribunal de Apelación de la Corte Nacional, que declaró la nulidad del caso Singue. El comunicado también dice que la Procuraduría “estudiará los argumentos expuestos por el tribunal […] y presentará los recursos y acciones que correspondan, en defensa de los derechos del Ecuador”. 

IMG 2524 100x100
Doménica Montaño
(Quito) Reportera de GK. Cubre medioambiente y derechos humanos.
Y tú ¿qué opinas sobre este contenido?
Los comentarios están habilitados para los miembros de GK.
Únete a la GK Membresía y recibe beneficios como comentar en los contenidos y navegar sin anuncios.
Si ya eres miembro inicia sesión haciendo click aquí.
VER MÁS CONTENIDO SIMILAR