La Fiscalía abrió una investigación previa por el presunto delito de defraudación tributaria contra el presidente Guillermo Lasso. La tarde de hoy, 21 de octubre de 2021, la Dirección de Comunicación de la Fiscalía confirmó que se abrió el proceso “a partir de la denuncia presentada por Yaku Pérez”, excandidato presidencial por Pachakutik. 

El pasado 6 de octubre, Pérez presentó una denuncia para que se investigue al presidente Lasso luego de las revelaciones de la investigación periodística Pandora Papers. En este proyecto transnacional  Lasso aparece como uno de los tres presidentes latinoamericanos activos que tuvieron vínculos con entidades en paraísos fiscales.

Ese día, Pérez dijo que Lasso habría cometido el presunto “delito de fraude fiscal”. Sin embargo, según el Código Orgánico Integral Penal (COIP), no existe el delito de fraude fiscal con ese nombre, sino que se llama fraude tributario. Ese delito es el que la Fiscalía investigará.

El COIP dice que el fraude tributario se comete cuando una persona oculta, omite, falsea, o engaña a la “administración tributaria”, en este caso al Servicio de Rentas Internas (SRI), para no cumplir con sus obligaciones tributarias o para dejar de pagar totalmente o una parte de los impuestos que debe pagar. Este delito se sanciona con prisión de uno a tres años. 

Al presentar la denuncia, Yaku Pérez dijo que es deber de los ecuatorianos combatir los actos de corrupción”. También dijo que solicitará que como primeras diligencias, la Fiscalía pida al Servicio de Rentas Internas (SRI) “todos los movimientos financieros, los pagos del señor Guillermo Lasso, sus familiares y a sus más cercanos colaboradores desde el 2013”.

Hasta el momento no se han dado más detalles de la investigación previa. Tampoco se han confirmado operativos relacionados a esta. 

Los Pandora Papers

Los Pandora Papers es una investigación coordinada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés) que reveló los vínculos con entidades offshore y fideicomisos de más de 300 políticos y funcionarios públicos en más de 90 países. En la investigación participaron más de 600 periodistas de todo el mundo. En Ecuador, participaron los periodistas Mónica Almeida y Paúl Mena, ambos de Diario El Universo.

Según el sitio web del ICIJ, la investigación se hizo gracias a la “filtración más amplia de archivos de paraísos fiscales en la historia”. Se filtraron un total de 11,9 millones de archivos de 14 proveedores de servicios de empresas offshore. Los periodistas que participaron en la investigación examinaron “miles de correos electrónicos, documentos e imágenes para encontrar nombres que fueran de interés público”. La investigación duró dos años y logró revelar las conexiones de muchos políticos y sus familias con paraísos fiscales. 

En Ecuador, la única persona que aparece en la investigación es el presidente Guillermo Lasso. Según la investigación, Lasso ha tenido vínculos con 14 entidades —entre compañías offshore y fideicomisos— en Panamá y Estados Unidos (en los estados de Dakota del Sur y Delaware). Lasso eliminó 11 de esas en 2017, después de que se aprobara una ley que prohibía que los candidatos y funcionarios sean beneficiarios de sociedades domiciliadas en paraísos fiscales.

Noticias Más Recientes

  • Carlos Javier Vega

El caso de Carlos Javier Vega, explicado

El joven de 19 años murió tras recibir disparos de militares que lo habrían confundido con un terrorista en Guayaquil. Su primo, Eduardo Velasco, resultó herido y está acusado del delito de ataque o resistencia.

La respuesta de Lasso a los Pandora Papers

La noche del 3 de octubre, el presidente Guillermo Lasso respondió a la investigación. En una transmisión en vivo dijo que él cumplió con la Ley Orgánica para la Aplicación de la Consulta Popular —suscrita en febrero de 2017— que prohíbe a los candidatos políticos tener propiedades en paraísos fiscales.

El 12 de octubre, Lasso envió una carta al diario El Universo, el medio ecuatoriano que fue parte de la investigación de los Pandora Papers. En el documento de tres páginas Lasso dijo que le preocupaba que un medio como El Universo “se preste de manera tan obvia y pueril a una campaña de desprestigio” hacia él. 

El Presidente adjuntó el detalle de las cantidades de impuestos que ha pagado a nivel personal y empresarial. Según Lasso, cuando El Universo no incluyó esa información en su publicación, el medio contribuyó a que el país creyera que él “es un evasor de impuestos”. 

El Universo respondió que en el artículo “no se mencionó ninguna trama de evasión de impuestos ni se lo acusó de ilegalidad alguna”. 

El ICIJ hizo una aclaración similar al publicar la investigación. Ahí dijeron que existen usos legítimos para las sociedades offshore, fundaciones y fideicomisos y que no es su intención sugerir que las personas mencionadas han infringido la ley “por el mero hecho de participar en actividades en el extranjero”.

Lasso fue llamado a comparecer ante la Comisión de Garantías Constitucionales y Derechos Humanos de la Asamblea Nacional sobre el tema. Debía hacerlo ayer 20 de octubre, pero envió una carta diciendo que no asistiría porque, entre otros motivos, la Contraloría debería ser quien investigue el caso. El Presidente fue convocado nuevamente para mañana, 22 de octubre. Todavía no se sabe si asistirá.