El Municipio de Quito no ejecutó 27 de cada 100 dólares de su presupuesto de 2021. Es un claro efecto de la crisis política en la que se sumió la capital ecuatoriana por los problemas legales de su ex alcalde, Jorge Yunda, y los extensos recursos legales a los que recurrió para aferrarse al cargo del que fue finalmente separado a finales de septiembre pasado y lo reemplazó Santiago Guarderas.

flecha celesteOTRAS NOTICIAS

Cuando la disputa por la alcaldía estaba en su punto más álgido, entre enero y septiembre, el presupuesto apenas se ejecutó en un 39%, según la propia admisión del Municipio. En junio de 2021, Yunda enfrentó un proceso de remoción que terminó en su separación del cargo, pero a través de una serie de recursos y acciones legales, lo retomó a once días de su cesación en julio siguiente.

PUBLICIDAD

Desde ese momento, la ciudad cayó en un letargo administrativo hasta finales de septiembre, cuando se ratificó la remoción de Ynda.  Ya con Yunda fuera del poder y con Guarderas finalmente en control definitivo del cargo, el Municipio alcanzó a ejecutar otro 43% desde octubre hasta el final del año

El presupuesto anual del Municipio de Quito para 2021 fue de 755,4 millones de dólares. Para su “planta central”, se destinaron  cerca de 628 millones de dólares. La planta central es la administración central municipal. Es decir, todas las instituciones adscritas al y dependientes del municipio, que no tienen autonomía jurídica, administrativa y financiera. 

De lunes a jueves, las noticias más improtantes en tu bandeja de entrada.
Suscríbete a La Diaria

De lunes a jueves, las noticias más improtantes en tu bandeja de entrada.
Suscríbete a La Diaria

De lunes a jueves, las noticias más improtantes en tu bandeja de entrada.
Suscríbete a La Diaria

En Quito, hay 12 empresas públicas municipales que tienen esa autonomía y que no son consideradas cuando se habla del presupuesto de planta central del Municipio, aunque en ocasiones éste sí les asigna fondos a las empresas públicas, un elemento que, dice Daniela Chacón, una de las gestoras de la iniciativa ciudadana Quito Cómo Vamos, que analiza la calidad de vida en la ciudad, debería considerarse al hablar del total presupuestario de la ciudad.

En años anteriores, ¿cómo fue la ejecución?

El promedio de ejecución del Municipio quiteño está entre el 85 y el 95%. “En una circunstancia como la actual, en que había una bajísima ejecución por todos los problemas conocidos, el hecho de que hayan podido ejecutar tanto es interesante, a mí lo que me preocuparía es qué hicieron”, dice Daniela Chacón. 

La pregunta es cuáles fueron los principales rubros”, dice Chacón, quien también fue vicealcaldesa de Quito en la administración de Mauricio Rodas. El porcentaje que suele faltar de ejecución, dice Chacón, se da por contratos que no se dieron, o procesos que no se completaron. Estos fondos pueden ser reasignados al año siguiente, y permite analizar los motivos por los cuales faltó ese porcentaje e incluso redirigirlo.

Según la encuesta de percepción ciudadana hecha por Quito Cómo Vamos, cerca de la mitad de los residentes de la capital no está satisfecho con los servicios en la capital, aunque más del 70% dice sentirse orgulloso de vivir en ella.

Según la misma encuesta, el tercer mayor problema que reportan los ciudadanos es la falta de arreglo de las vías en la ciudad. En diciembre pasado, el alcalde Guarderas anunció que en 2022 habría un proceso de repavimentación de 140 kilómetros de calles  y avenidas, por cuyos daños se gastan entre 20 y 30 millones de dólares en reparaciones a los daños causados en sus automóviles que caen en estos huecos. 

Para el 2022, el presupuesto anual del municipio de Quito será de 830,96 millones de dólares. En 2020, el presupuesto de la ciudad aprobado sobrepasó los 1.000 millones de dólares, pero a mitad de año fue ajustado a poco más de 870 millones.

GK
(Ecuador, 2011) Periodismo que importa sobre lo que te importa.