El presidente Guillermo Lasso envió una carta a la Contraloría General del Estado solicitando que revise “toda la información pertinente en torno a la investigación” de los Pandora Papers. Así lo informó la Secretaría General de Comunicación (Segcom) en su cuenta de Twitter, la tarde de hoy, 6 de octubre de 2021. 

El comunicado dice, además, que el presidente Lasso “se ha puesto a disposición de la Comisión de Fiscalización” de la Asamblea. La mañana de hoy, el presidente envió una carta al presidente de la Comisión, Fernando Villavicencio, en la que le decía que estaba dispuesto a aclarar cualquier duda sobre la investigación periodística que se publicó el domingo pasado. 

¿Qué dice la carta enviada a la Contraloría?

La carta que el presidente Guillermo Lasso le envió al Contralor Subrogante Carlos Riofrío, comienza con una declaración del presidente sobre la función pública. En la carta, Lasso afirma que “siempre” ha pensado que la práctica de la función pública “se fundamenta en la ética y la vocación del servicio”. Por lo que, asegura, cumple “permanentemente” con las disposiciones legales sobre la transparencia de sus bienes. 

Guillermo Lasso le pide a Riofrío “respetuosamente que disponga la realización de un examen de mi declaración patrimonial jurídica”. Para ello, Lasso ratificó su renuncia al sigilo bancario, tal como lo establece el Código Orgánico Monetario y Financiero. El sigilo bancario es la obligación que tienen los bancos de no revelar información de sus clientes a terceros, salvo que exista una causa justificada. 

¿Qué son los Pandora Papers?

Los Pandora Papers es una investigación coordinada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés) que reveló los vínculos con entidades offshore y fideicomisos de más de 300 políticos y funcionarios públicos en más de 90 países. En la investigación participaron más de 600 periodistas de todo el mundo. 

Según el sitio web del ICIJ, la investigación se hizo gracias a la “filtración más amplia de archivos de paraísos fiscales en la historia”. Se filtraron un total de 11,9 millones de archivos de 14 proveedores de servicios de empresas offshore. Los periodistas que participaron en la investigación examinaron “miles de correos electrónicos, documentos e imágenes para encontrar nombres que fueran de interés público”. La investigación duró dos años y logró revelar las conexiones de muchos políticos y sus familias con paraísos fiscales. 

En Ecuador, el único político que aparece en la investigación es el presidente Guillermo Lasso. Según la investigación, Lasso ha tenido vínculos con 14 entidades —entre compañías offshore y fideicomisos— en Panamá y Estados Unidos (en los estados de Dakota del Sur y Delaware).  Algunas de las empresas de Lasso que fueron disueltas eran: la Fundación Bernini, Bretten Holdings, la Fundación Da Vinci, Fundación Bienes Raíces,  Nora Group Investment Corp., Pietro Overseas SA, Postiano Trade LLC y la Fundación Internacional Tintoretto. 

Lasso eliminó esas empresas en 2017, después de que se aprobara una ley que prohibía que los candidatos y funcionarios sean beneficiarios de sociedades domiciliadas en paraísos fiscales. 

Noticias Más Recientes

  • mujeres trans

Queremos ser vistas

Siete mujeres trans están cansadas de que otras personas las representen. Por eso se han capacitado y quieren que las más jóvenes puedan elegir la carrera que quieran y no dependan de la prostitución.

¿Qué respondió Guillermo Lasso sobre los Pandora Papers?

Además, de ponerse a disposición de la Asamblea Nacional y de haber solicitado a la Contraloría que lo investigue, la noche del 3 de octubre, el mismo día que se publicó la investigación, el presidente Guillermo Lasso dijo que no había incumplido la ley.

Lasso aseguró que cumplió con la Ley Orgánica para la Aplicación de la Consulta Popular —suscrita en febrero de 2017— que prohíbe a los candidatos políticos tener propiedades en paraísos fiscales. Lasso también dijo que la mayoría de las sociedades que se mencionan en la investigación de la ICIJ “fueron legalmente disueltas en el pasado, y con aquellas que tuvieron existencia no tengo ninguna vinculación”. 

El presidente también dijo que todo su patrimonio ha sido declarado ante la Contraloría General del Estado y que, en Ecuador, “mis ingresos han sido declarados y han pagado los impuestos correspondientes”.