Quito tiene un nuevo alcalde. La noche de ayer, 19 de julio de 2021, una jueza revocó las medidas cautelares que suspendían la remoción de Jorge Yunda de la Alcaldía de Quito. Así el médico, locutor y político dejó el cargo, aunque él se aferra a una acción judicial para insistir que él es el alcalde. Horas después de que la jueza anunció su decisión, Santiago Guarderas se posesionó como el nuevo alcalde de la capital. 

Estas son algunas de las reacciones al cambio de autoridades en el Municipio de Quito. 

¿Qué dijo Yunda?

La noche de ayer, Yunda reaccionó en su cuenta de Twitter. Dijo que había “conocido de la revocatoria de medidas cautelares” otorgadas a su favor. Añadió que cuando la sentencia sea notificada interpondría “los recursos que me asiste la ley”. Además, advirtió que “ante cualquier intento de tomarse la alcaldía solicitaré medidas de ejecución”. Sin embargo, las amenazas no detuvieron la posesión de Guarderas. 

Por semanas, Yunda criticó el proceso de remoción desde su cuenta de Twitter. Su principal argumento era que fue escogido por el pueblo y que se debía respetar la voluntad popular. Además, reprendió a Guarderas en múltiples ocasiones, incluyendo la noche de ayer. 

En una publicación hecha pasadas las 9 de la noche etiquetó el perfil de Twitter de Guarderas en una publicación y le dijo “el incumplimiento de orden legítima de autoridad competente es un delito”. Le recordó a Guarderas que “existe una acción de protección que evidenció la vulneración de mis derechos, eso está aún por resolverse en la Corte Provincial de Justicia”.

Yunda se refiere a que el 28 de junio de 2021 la jueza Belén Domínguez aceptó parcialmente una acción de protección que fue presentada por el exalcalde. El argumento de la jueza fue que “no se cumplió con los criterios de imparcialidad que garantizan la transparencia del proceso”, en relación con lo actuado por el Concejo. 

Las dos partes apelaron la decisión de la jueza y ahora le corresponde a la Corte Provincial emitir una resolución final sobre este recurso. Sin embargo, la acción de protección fue presentada contra uno de los informes tomado en cuenta para la remoción de Yunda, pero no es sobre todo el proceso. Así que su resultado no podía impedir que deje la Alcaldía de Quito. 

Anoche, otra publicación en su cuenta de Twitter Yunda dijo que “el viernes se pronunciará la Corte Provincial de Pichincha y acataré”. 

Noticias Más Recientes

  • ¿Quién es Álvaro Noboa?

¿Quién es Álvaro Noboa?

Quiso ser presidente de Ecuador en cinco ocasiones y fue su hijo quien lo consiguió. Álvaro Noboa es uno de los empresarios más ricos del país.

Así reaccionaron los concejales

En su acto de posesión, el ahora alcalde Guarderas dijo que “ha llegado la hora de dar por concluido este penoso capítulo de la historia de la capital”. Además, dijo que “los actos de corrupción y la ineficacia administrativa obligaron” al Concejo Metropolitano de Quito a tomar la decisión de remover a Yunda de la Alcaldía el pasado 3 de junio. 

Anoche Guarderas ofreció que “pondrá en orden” al Municipio de Quito. Según él, dispondrá que se revisen los presupuestos de las obras que se están haciendo y que presentará un proyecto de recuperación y reactivación económica. Entre sus prioridades, dijo el nuevo Alcalde, están solucionar la inseguridad de la ciudad, la recolección de la basura, los trabajos del Metro de Quito y la reparación de las calles. 

El concejal Bernardo Abad —uno de los principales críticos de la administración de Yunda— dijo que los habitantes de Quito deben trabajar juntos y pidió hacer “una minga de la quiteñidad” para trabajar por la ciudad. Además, dijo que era hora de “dejar atrás las diferencias conceptuales, ideológicas y partidarias” porque Quito “lo necesita y lo obliga”. 

En una entrevista la mañana de hoy, 20 de julio, el concejal Eduardo del Pozo dijo que “amanece quito con nuevos aires” y relacionó el día soleado con la esperanza y “voltear la página”. Según el concejal, la remoción de Yunda “era de esperarse” porque las medidas cautelares “fueron mal otorgadas”. Del Pozo se refería a las presuntas irregularidades en los sorteos judiciales de las acciones de protección presentadas por Yunda para retrasar su remoción. 

Según el Consejo de la Judicatura, una de las acciones fue ingresada al sistema de las causas de violencia. Las acciones de protección competen a los juzgadores de todas las materias y  pueden asignarse a uno de los 215 jueces de la ciudad. En cambio, cuando se ingresan por violencia los jueces competentes pueden ser menos de 5. Además, no hay registro de un sorteo en el sistema de la Judicatura. María de Carmen Maldonado, presidenta del Consejo, dijo que en la acción de protección de Yunda “ha habido una asignación directa” y descartó que sea una falla del sistema. Según ella, habría acciones “inusuales o irregulares” de los servidores judiciales. 

El Consejo de la Judicatura suspendió a 6 funcionarios incluyendo al juez que dictó las medidas por su presunta participación en las irregularidades. Además, la Fiscalía hizo varios allanamientos para investigar este caso.