El Ministerio de Ambiente y Agua (MAAE) comenzó una campaña para el ahorro y cuidado del agua en el feriado de Carnaval. Desde el 11 de febrero de 2021, el Ministerio realiza la campaña “Guardianes del Agua” para concientizar a la población sobre el uso adecuado del agua.  En el calendario de feriados 2021, el Carnaval será  el fin de semana 13 y 14,  lunes 15 y martes 16 de febrero de 2021. 

En Ecuador, es una tradición festejar el carnaval lanzándose agua entre sí. El juego de carnaval con agua se relaciona con la purificación según la religión católica, los 40 días antes de la Semana Santa o Semana Mayor. En la modernidad se incluyeron al carnaval, los bailes populares y la elección de una reina; las familias se reúnen a comer la comida tradicional de cada sector. Por ejemplo, en el famoso Carnaval de Guaranda, en la provincia serrana de Bolívar, las personas comen chigüiles, un pastel de maíz envuelto en una hoja de achira. Pero más allá de la comida propia de cada provincia, todas comparten el uso del agua.

 |¿Quieres saber cómo se hizo esta historia? Únete a la membresia GK para estar en contacto directo con el equipo de la redacción|

Hoy, el agua es muy importante para prevenir el covid-19. Desde el inicio de la pandemia , los científicos recomendaron el lavado constante de las manos como una de las formas de prevenir el contagio del virus. En Quito, el consumo de agua aumentó un 22%, según la Empresa Pública de Agua Potable.  

De acuerdo a la información del MAAE , en Ecuador en promedio una persona consume 249 litros de agua al día, igual a un tanque de agua. Sin embargo, el promedio de consumo mundial de agua por persona, es de 100 litros. 

PUBLICIDAD

El Ministerio  pide el consumo responsable del agua y también evitar contaminar ríos o lagunas en el Carnaval. En un comunicado de prensa, el Ministerio pide que las personas no boten anilina, plásticos, bombas plásticas en los ríos, lagunas o cascadas que visiten en estos cuatro días de descanso. También recomienda a las personas que jueguen carnaval con otros materiales que no contaminen el agua o el ambiente pero no detalla cuáles. En esta época por lo general se usan globos llenos de agua o espuma, anilina, pinturas, harinas o polvo de colores.  El compuesto químico de la anilina es la fenilamina o aminobenceno. La anilina se adhiere al suelo si es una cantidad pequeña puede evaporarse o se queda en el agua subterránea. En la salud puede provocar intoxicación. Si la anilina cae en los ojos o la piel de las personas pueden provocar irritaciones, mareos o dolores de cabeza. 

En el mundo más de mil millones de personas no tienen acceso a agua potable. En Ecuador, hay comunidades que no tienen acceso a agua potable. Una investigación publicada en GK, reveló que en el Valle del Chota, en la provincia de Imbabura, poblado en su mayoría por afrodescendientes, el agua está contaminada, los pobladores sufren erupciones en la piel, tampoco hay agua potable y hace falta un adecuado manejo de aguas servidas. 

Otro investigación también de GK, reveló que en Monte Sinaí, un sector pobre en Guayaquil, sus habitantes no tienen acceso a agua potable. A ese sector solo llegan los tanqueros. La falta de agua en ese sector ocasionó que en el pico de la pandemia, se convierta en un foco de contagio de covid-19. 

Consumir agua que no haya sido potabilizada provoca enfermedades infecciosas a 3,2 millones de personas cada año, dice un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS).  Esas enfermedades pueden ser cólera, diarrea, disentería, hepatitis A, fiebre tifoidea, poliomielitis. 

La OMS dice que el mejor abastecimiento de agua puede permitir el crecimiento económico de los países porque puede reducir las enfermedades y la pobreza. El abastecimiento al agua y saneamiento son derechos reconocidos por la Asamblea General de las Naciones Unidas. La meta 6.1 de los Objetivos de Desarrollo Sostenibles es lograr el acceso universal y equitativo al agua potable. 

|Para saber las últimas actualizaciones sobre las Elecciones de 2021 en Ecuador, haz clic aquí| 

En octubre de 2020, GK publicó una investigación en la que revelaba que 357 familias de comunidades rurales de Imbabura, al norte del país, consumen agua contaminada. El agua tiene materia fecal y bacterias como coliformes y la E.coli. Las autoridades no han hecho nada para resolver el problema.