Después de haber asistido a un evento provida en la ciudad costera de Guayaquil, la asambleísta por Unión por la Esperanza (UNES), Pierina Correa, habla sobre lo ocurrido. En un comunicado en su cuenta de Twitter, Correa dijo que asistió en calidad de ciudadana” y por invitación de una amiga. La hermana del expresidente Rafael Correa, también dijo que no fue como asambleísta ni como presidenta de la Comisión Especializada Permanente de Protección Integral a Niños, Niñas y Adolescentes de la Asamblea Nacional. 

La justificación de Pierina Correa ocurre después de que el 28 de junio asitó a un evento provida. En el lugar, Correa se encontraba al lado de una niña de 14 años y de su hijo de dos meses, producto de una violación. La asambleísta dijo que, con el pronunciamiento de la Corte Constitucional que da paso a la despenalización del aborto por en casos de violación “está yéndose, abierta y descaradamente, en contra de la Constitución que dice que la vida va desde la concepción. Está avalando un delito cuando debería de estar encargada de proteger a las reales víctimas de esta situación”. 

En el comunicado emitido cuatro días después del acto, Correa también aseguró que no llevó a la niña a la concentración. “No sé quién la llevó ni cuándo o cómo llegó”, dijo la asambleísta. Según dice Correa, la niña se acercó con su hermana menor y con su madre. Además, afirma que no le acercó el micrófono para preguntarle su situación porque es revictimizante sino que “solo [le preguntó] la edad del bebé”. En el evento, Correa cargaba al bebé, de quien dijo: “Miren esta alegría, una vida inocente”.

Pierina Correa ratificó su posición de que “cree en la vida desde la concepción”. La asambleísta, además, dijo que una mujer en situación de gestación producto de una vilacion debe tener “la información completa” sobre las consecuencias que implica continuar con el embarazo. Pero, afirmó, que también conocer las consecuencias que “acarrea para la madre no tenerlo y optar por el aborto que es una forma de matar y terminar con una vida”.

PUBLICIDAD

La asambleísta finalizó su comunicado diciendo que continuará con su compromiso de “velar por los derechos de los niños, niñas y adolescentes”. 

Noticias Más Recientes

Tras la presencia de Correa en el acto, varios de sus compañeros de bancada y militantes de UNES la criticaron. Pabel Muñoz, asambleísta por esa organización dijo, en entrevista en GK, que lo que Correa hizo fue “un error garrafal”; que su actuación “debe ser analizada por el Comité de Ética” y “la posición de Correa no es la posición del bloque, en lo absoluto”.

Cifras del embarazo en niñas y adolecesntes víctimas de violación

América Latina y el Caribe registra la segunda tasa más alta de embarazos adolescentes del mundo. Además, según el Fondo de Población de las Naciones Unidas (Unfpa) se estima que casi el 18% de los nacimientos en la región corresponden a madres menores de 20 años de edad. Cada año, alrededor de un millón y medio de adolescentes de entre 15 y 19 años dan a luz.

En el caso de Ecuador, 158 adolescentes de entre 15 a 19 años quedan embarazadas cada día. Según un el informe titulado Consecuencias socioeconómicas del embarazo en la adolescencia en Ecuador, realizado por Unicef y Unfpa, las niñas menores de 14 años, de acuerdo con la misma encuesta, ocho de cada 100 adolescentes en esa edad se quedaron embarazadas de personas mayores a 30 años y el 80% de embarazos en esa edad, fueron fruto de violencia sexual.

Algo que tiene efectos devastadores en la vida de las niñas. Uno de ellos, dice el informe, es  la deserción escolar. Según datos del Ministerio de Educación de Ecuador, 6.847 adolescentes abandonaron el sistema escolar por estar embarazadas en 2015. “Una adolescente con escasa educación tiene menos capacidades, habilidades y oportunidades para insertarse al mercado laboral”, dice el estudio.