Petroecuador anunció que el Grupo Gunvor ya no será uno de sus proveedores de servicios. La noche de ayer, 6 de abril, la petrolera estatal ecuatoriana dijo que había sacado a la empresa europea de la lista de proveedores de su gerencia de comercio internacional. El anuncio se hizo pocas horas después de que un exempleado de Gunvor se declarara culpable de lavado de dinero ante una corte de Estados Unidos, admitiendo que participó en la entrega de sobornos a funcionarios de Petroecuador por un monto que los fiscales estadounidenses estiman sería de 22  millones de dólares. 

|Regístrate en nuestro newsletter La Diaria para recibir más noticias como esta. Se envía a las 7 de la noche de lunes a jueves|

Un comunicado de Petroecuador publicado anoche dice que la eliminación de Gunvor de su lista de proveedores significa que la empresa ya no “será invitada ni podrá participar” en los concursos internacionales que convoca la petrolera estatal ecuatoriana. Según un documento de Petroecuador sobre sus operaciones de comercio internacional, la Gerencia de Comercio Internacional es la encargada de calificar a las empresas que ofrecen servicios de transporte de hidrocarburos. Además, el organismo coordina los procesos de contratación y hace las bases de los contratos que respaldan la venta del petróleo. 

Según su sitio web, el Grupo Gunvor es uno de los comerciantes independientes de materia prima más grande del mundo. Gunvor distribuye crudo y productos refinados de petróleo en más de 100 países de Asia-Pacífico, América, el Medio Oriente y Europa. Con la decisión de Petroecuador, ya no podrá dar esos servicios a la petrolera estatal ecuatoriana.  

PUBLICIDAD

Raymond Kohut, el ex empleado de Gunvor que se declaró culpable ayer, admitió que él y otros funcionarios de la empresa lavaron millones de dólares. Ese dinero, dijo Kohut, provenía de pagos de sobornos a funcionarios ecuatorianos a cambio de contratos con Petroecuador. Según medios estadounidenses, los fiscales de ese país creen que se hicieron pagos por más de 22 millones de dólares. 

El Departamento de Justicia de Estados Unidos comenzó a investigar esta presunta trama de corrupción internacional en 2020. En septiembre del año pasado, la Fiscalía del Distrito Este de New York formuló cargos a Javier Aguilar, exgerente de una empresa de comercio petrolero, por pagar 870 mil dólares en sobornos a funcionarios de Petroecuador. Las autoridades estadounidenses creen que el esquema de corrupción comenzó en 2015 y duró hasta 2020. 

| Si quieres recibir los textos de GK en tu correo, regístrate aquí. |

Después de que se le formularon cargos a Aguilar, se abrió una investigación en la que actualmente participan autoridades de Estados Unidos, Brasil, Ecuador y México. La Fiscalía ecuatoriana tiene una investigación previa abierta sobre el caso. 

En el comunicado de anoche, Petroecuador dijo que su Gerente General, Gonzalo Maldonado, presentará una denuncia y “solicitará la asistencia penal internacional a la Fiscalía General del Estado”. El objetivo, dice el documento, es tener más información de la investigación del Departamento de Justicia de Estados Unidos contra Kohut.