La mañana de hoy, 23 de enero, el volcán Sangay expulsó una nube de ceniza. El Instituto Geofísico de la Escuela Politécnica Nacional dijo que la nube es empujada por los cientos hacia el oeste y suroeste del país. Esto podría provocar “una leve caída de ceniza” en las provincias de Chimborazo, en la Sierra central, y Morona Santiago, en la Amazonía sur. Según el Geofísico, este es un “fenómeno que ha sido persistente” en el periodo eruptivo del volcán que empezó en mayo de 2019. El instituto recomendó a los ciudadanos tomar “las medidas de precaución pertinentes” e informarse de fuentes oficiales. 

Un periodo eruptivo empieza cuando el volcán deja de estar inactivo y comienza a tener episodios de actividad. Tiene varias fases, que varían en el nivel de actividad y el material arrojado. Puede durar días, meses o años. El actual del Sangay lleva ya cerca de 21 meses. 

|¿Quieres saber cómo se hizo esta historia? Únete a la membresia GK para estar en contacto directo con el equipo de la redacción|

El volcán Sangay está en la provincia amazónica de Morona Santiago, al sureste de Ecuador. El Geofísico dice que es uno de los 27 volcanes potencialmente activos que hay en el Ecuador. Lo está desde 1628. En mayo de 2019, el volcán Sangay intensificó su actividad eruptiva. El Geofísico presenta informes diarios del monitoreo a la actividad del volcán. 


DEBES SABER:

PUBLICIDAD

El volcán Sangay sigue expulsando ceniza

Diferentes cantones toman precauciones para evitar afectaciones por la caída de ceniza del volcán Sangay


El Instituto Geofísico dijo en su reporte de hoy que en las últimas 24 horas hubo lluvias moderadas en el sector del volcán. Por eso se produjeron “señales sísmicas de alta frecuencia”, que se originan por el movimiento del magma en el interior de los volcanes. Las señales, según el Geofísico, podrían estar relacionadas con la caída de lodo y escombros —también conocidos como lahares— que se desprenden de las quebradas del volcán. 

En su informe del 23 de enero de 2020, el Instituto Geofísico advirtió que en caso de que las lluvias se intensifiquen se podrían generar otros lahares en los ríos Volcán, Upano y otros afluentes de la zona. El informe dice que no ha habido “anomalías termales” —que podrían estar relacionadas con el ascenso del magma— en las 24 horas previa. El informe dice que el sector del volcán ha estado nublado desde ayer. 

El documento publicado por el Instituto a las 11 de la mañana decía que todavía no se había reportado caída de ceniza en las zonas sobre las que pasaría la nube. Sin embargo, el monitoreo del Servicio Nacional de Gestión de Riesgos y Emergencias del Ecuador (SNGRE) identificó al menos una en la tarde de hoy. Hubo una caída leve de ceniza en el cantón Guamote, en la provincia andina de Chimborazo, según el SNGRE. El Servicio de Riesgos advirtió que podría pasar lo mismo en Morona Santiago, Bolívar, Los Ríos y Guayas. 

| Si quieres recibir los textos de GK en tu correo, regístrate aquí. | 

En junio de 2020, el Sangay intensificó su actividad eruptiva. La madrugada del 9 de junio expulsó ceniza que cayó en varias ciudades del Ecuador. Según el SNGRE, la más afectada por la caída de la ceniza entonces fue la pequeña ciudad andina de Alausí, también en Chimborazo. En junio del año pasado, en plena cuarentena por la pandemia del covid-19, la ceniza del Sangay llegó hasta otros 5 cantones de Chimborazo y 10 cantones de la provincia costera del Guayas.