El mundo está en casa desde hace días y la vida cotidiana ha empezado a ser analizada con lupa y redefinida. La mesocracia doméstica de las compras, la limpieza de casa, el mantenimiento del orden y hasta las interacciones entre quienes habitan bajo un mismo techo están bajo una prueba de estrés de la que es difícil saber cómo saldrán. Uno de los aspectos esenciales de nuestra existencia y que tiene un impacto directo en nuestra salud física y mental es nuestra vida sexual. No se habla mucho de ella, pero que sea sana y placentera es vital. Pero, ¿es seguro tener sexo durante el confinamiento obligatorio al que estamos sometidos? Todo parece indicar que sí, siempre y cuando se sigan algunas recomendaciones para disfrutarlo y, al mismo tiempo, evitar esparcir el nuevo coronavirus. 

| Si quieres recibir los textos de GK en tu correo, regístrate aquí. |

El Departamento de Salud de Nueva York (NYC Health) publicó una guía completa sobre qué hacer y qué evitar a la hora del sexo durante la pandemia. El primer consejo y uno de los más importantes es “tú eres tu compañero sexual más seguro”: la masturbación no propaga el virus que provoca el covid-19,  aunque es indispensable seguir las recomendaciones de higiene de toda la vida antes y después de practicarla: lavarse las manos (y cualquier juguete sexual que se use) con agua y con jabón.

El compañero más seguro es con quien se habita o con quienes se habita (los poliamorosos están también confinados). Según la guía de NYC Health, solo tener contacto cercano —incluido el sexo — con un grupo pequeño de personas previene la propagación de covid-19. Sin embargo, hay que estar atentos para ver si se presentan los síntomas de la enfermedad causada por el nuevo coronavirus. 

Si alguien empieza a mostrarlos, lo más seguro es decretar siete días de abstinencia. Si alguien da positivo en una prueba de covid-19, la guía dice que todo contacto sexual —incluidos los besos— debe ser evitado porque podría esparcir el virus. Estas recomendaciones son especialmente importantes si el contagiado o su pareja tienen algún factor de riesgo: enfermedades cardiovasculares, cáncer, o son ancianos. 

PUBLICIDAD

En ciertos casos, los síntomas de la enfermedad no aparecen durante los primeros 14 días. Por eso, incluso si se tiene sexo solo con la pareja con la que se convive, hay algunas recomendaciones para estar más seguros —especialmente si los involucrados estuvieron fuera del país o tuvieron contacto con algún paciente de covid-19. 

Se recomienda evitar el rimming — el sexo oral anal — porque el virus en las heces puede ingresar a la boca y propagar el coronavirus. Para reducir el riesgo, hay que usar condones y barreras bucales que reducen el contacto con la saliva y otros fluidos corporales, especialmente durante el sexo oral o anal. Durante la pandemia, la higiene pre y post sexo es más importante que nunca. 

Este no es un buen momento para tener sexo casual o con parejas estables con las que no se vive bajo el mismo techo. La guía del NYC Health recomienda “evitar el contacto cercano, incluido el sexo, con cualquier persona fuera del hogar”. Por las particularidades del covid-19 — la forma de contagio y los pacientes asintomáticos — se recomienda tener sexo con la menor cantidad de parejas posible.

La guía hace un énfasis en quienes suelen conocer a sus compañeros sexuales en Internet y en las trabajadoras sexuales. El Departamento de Salud de Nueva York les recomienda usar salas de videochat, sexting o alguna forma de video. Así podrán continuar con sus actividades sexuales sin enfrentarse a los peligros que conlleva, en esta época, el contacto personal.

§

Cambios tan bruscos como los que vivimos pueden tener consecuencias en nuestra salud física, mental y, sin duda, sexual. Pero la pandemia no es motivo para dejar de disfrutarla, estemos solos o acompañados. La sexóloga Mónica Ortiz dice que pasar muchas horas continuas dentro de casa, rodeados de incertidumbre sobre el futuro, puede provocar ansiedad y afectar la relación de las parejas. 

Además, hay quienes tienen picos de voltaje emocional. En la mañana es posible sentirse animado y positivo, pero a medida que avanza el día, esos sentimientos pueden irse deformando. Es probable que la relación de pareja se vea directamente afectada por los vaivenes mentales que produce cómo interpretamos una situación inédita y estresante como la que ha causado la pandemia del covid-19.

Por supuesto, la era pre covid-19 va a marcar una diferencia. Según el terapista Rodrillo Carrillo, la capacidad de sobrellevar juntos la cuarentena dependerá de cómo era la relación antes de que comiencen la cuarentena  “Por ejemplo, imagínate que una persona haya descubierto recién que su pareja le era infiel y ahora les toca estar juntos en la casa. Eso va a generar un montón de problemas”, dice el Carrillo. El aislamiento no hará milagros, pero Carrillo dice que sí podría empeorar problemas preexistentes. 

|Para saber las últimas actualizaciones del Covid-19 en Ecuador, haz clic aquí|

Lo más recomendable es encontrarle el lado positivo al encierro. Una de las recomendaciones de Ortiz es aprovecharlo para fortalecer la vida sexual de las parejas (tomando las precauciones necesarias, claro). Es necesario entender que la sexualidad es algo positivo, que da calma, alivio y bienestar. 

Los beneficios del sexo en este encierro son muchísimos. Llegar al orgasmo nos puede dar estabilidad emocional porque nos relaja. El orgasmo libera endorfina, oxitocina, prolactina, vasopresina, entre otras hormonas que hacen sentir placer, relajado y hasta somnoliento. En el clímax sexual, además, la parte lógica del cerebro se apaga: “La corteza orbitofrontal letal se vuelve menos activa durante el sexo. Es la parte responsable de la razón, la toma de decisión y los juicios de valor. La desactivación de esta parte del cerebro está también asociada con un decrecimiento del miedo y la ansiedad”, dijo el psicólogo clínico Daniel Sher. En estos días, el sexo puede ser un poderoso antídoto contra la preocupación, la angustia y el estrés. Además, ayuda a mejorar el estado físico. El cardio, de la forma que sea, siempre es bueno. Según la doctora Ortiz, 30 minutos de actividad sexual ayuda a quemar 100 calorías por día. 

Sin embargo, la ansiedad y las preocupaciones pueden reducir el deseo sexual. La sexóloga Ortiz dice que para evitarlo, la comunicación de la pareja se vuelve muy importante. Todos vamos a reaccionar de formas distintas al aislamiento y la repentina alteración de rutinas que, en muchos casos, se habían hecho por años. Estar en la misma página con la pareja es indispensable para que los dos se sientan seguros y reconfortados durante el aislamiento. 

PUBLICIDAD
También es importante recordar que el consentimiento no es negociable. Tener el consentimiento de la pareja es indispensable. No hay excepciones, nunca está implícito y no se debe suponer. Por eso, antes de avanzar en cualquier interacción sexual, pregunta.

§

Empezó como una broma de Internet pero podría ser una realidad: el aislamiento obligado por la pandemia de covid-19 podría generar un baby boom similar al que hubo después de la Segunda Guerra Mundial. Hasta el cantante John Legend anunció que está trabajando en un álbum “muy sexy” que será perfecto para “hacer corona babies”. La organización de derechos sexuales y reproductivos Planned Parenthood anunció el lanzamiento de una aplicación para obtener píldoras anticonceptivas sin salir de casa en Estados Unidos. Una compañía de condones de Las Vegas regaló 250 mil preservativos a domicilio para las personas que se registraron en su sitio web. Ambas iniciativas tienen un doble efecto virtuoso: no solo ayuda a las personas a protegerse contra infecciones de transmisión sexual y embarazos no deseados, sino que contribuye a aplanar la curva de contagio al evitar viajes a las farmacias para comprar anticonceptivos.

Un posible incremento de bebés no es la única consecuencia a largo plazo del aislamiento masivo que estamos viviendo. El doctor Carrillo explica que probablemente va a cambiar nuestra forma de vivir y de ver el mundo. Eso incluye nuestra relación de pareja. Los cambios serán grandes y profundos, pero no se van a ver durante el encierro, sino después. 

Las restricciones para evitar que el covid-19 siga creciendo son drásticas en muchos países, como el Ecuador. Muchos de los cambios que ha traído no son fáciles de sobrellevar, especialmente estando solos. Por eso, para quienes tienen la suerte de estar en una relación sana y pueden hacerlo con su pareja (o polipareja), la sexóloga Mónica Ortíz recomienda convertirse en un equipo. El apoyo incondicional y mutuo es un ingrediente clave para manejar mejor la situación. 

|Como a muchas otras industrias, la emergencia sanitaria está afectando la capacidad de los medios de financiarse. Si nuestro trabajo te ayuda a estar mejor informado, #haztuparte aporta a GK.|

Durante el sexo se establece un vínculo sumamente importante. Ese vínculo nos ayuda a mejorar la autoestima, a reducir el estrés y a dormir mejor. Según la sexóloga Ortiz, la actividad sexual segura durante la cuarentena va a traer muchos beneficios. El placer debe ser visto como algo positivo siempre, pero especialmente durante épocas inciertas que producen (mucha) ansiedad. Durante la cuarentena, dice Ortiz, el sexo es una oportunidad: para un acercamiento de pareja, para el placer sexual, probar cosas nuevas y divertirse.