Entre canto, consignas y sahumerio, una nueva asamblea de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) llenó la Casa de la Cultura Ecuatoriana, en el centro norte de Quito, la mañana del viernes 24 de junio de 2022. 

Doce días han pasado desde que el paro nacional convocó a miles de personas y sectores sociales en las calles.  En aquel congreso colectivo, el dirigente Leonidas Iza volvió a ratificar que el paro es indefinido.

flecha celesteOTRAS NOTICIAS

PUBLICIDAD

En medio de los fuertes enfrentamientos entre manifestantes, policías y militares, además de actos vandálicos, Iza dijo que “este pueblo no se va a hacer cargo” de la violencia

La intervención de Iza se dio horas antes de que el presidente Lasso dijera que al dirigente de la Conaie las manifestaciones se le han ido “de las manos”.   

Esa mañana, varios manifestantes, ya cansados por los largos días de movilización, exigían resoluciones. “Mucha palabra, tomen decisiones”, gritaba uno de los asistentes a la asamblea, que comenzó pasadas las diez de la mañana. 

Otro, que aceptó hablar con GK vía telefónica, lamentó que todavía no exista un horizonte fijo. Él estuvo ayer, 23 de junio, viendo de cerca los incidentes en la avenida 12 de Octubre, cuando manifestantes y policías se enfrentaban —unos lanzando piedras, los uniformados con el lanzamiento constante de bombas lacrimógenas. “Vea, estamos cansados. Pero tenemos un propósito: mejorar nuestra vida. Y esto es por todos, sino que no entendemos a dónde vamos. Ayer murió un jovencito ahí y nadie hizo nada. Los dirigentes no estaban ahí”, cuestionó. Él, quien prefiere no ser identificado, se refiere a Henry Quezada, quien falleció luego de haber sido impactado en el parque El Arbolito. 

“Ayudemos a controlar a nuestros compañeros” 

El dirigente Iza fue firme y volvió a pedir a las dirigencias y comunidades que, entre todos, “ayudemos a controlar a nuestros compañeros. Si no, compañeros, se está convirtiendo en un acto que nos va a deslegitimar nuestra luchas”, dijo Iza. 

De hecho, el líder de la Conaie estaba en el Ágora de la Casa de la Cultura Ecuatoriana, mientras en los exteriores los enfrentamientos y detonaciones de bombas no cesaban. “Hago un llamado a la paz”, dijo.. 

Iza aseguró en la asamblea de hoy que no cederá ante las diez exigencias que planteó la Conaie. “Si tenemos que luchar, luchamos de manera organizada, compañeros y compañeras. Vamos a sostener esta lucha y vamos a dar un ultimátum. No nos quedemos solos y no dejemos solos a los hermanos quiteños ”, aseguró, frente a más de cuatro mil quinientas personas que lo escuchaban en el Ágora. 

Horas después, el presidente Guillermo Lasso se dirigió a los manifestantes indígenas que pernoctan en distintos centros de paz. Pidió a los manifestantes “indígenas y campesinos que han sido traídos a Quito con engaños” que regresen a sus comunidades “por su seguridad”. Insistió que el gobierno está comprometido en “atender directamente, en sus comunidades, todas sus causas históricas”. Dijo, además, que varios dirigentes de comunidades ya se han puesto en contacto con el gobierno para presentar sus necesidades directamente. 

Lasso también anunció que la fuerza pública contará con todos los “medios necesarios para defender, dentro del marco legal, mediante el uso progresivo de la fuerza, el orden público y la democracia”. 

Los “rebeldes” de Pachakutik en la Asamblea 

En el Ágora no solo hablaron dirigentes indígenas, sino también legisladores del movimiento político Pachakutik. Antes de asistir a la asamblea, los autodenominados “rebeldes”, Mario Ruiz, Darwin Pereira, Mireya Pazmiño, Fernando Cabascango, Patricia Sánchez y Peter Calo, publicaron un comunicado en el que anunciaban que apoyarían al planteamiento de la muerte cruzada

Fue la coalición correísta Unión por la Esperanza quien presentó presentó la solicitud de trámite hoy al presidente del Legislativo, Virgilio Saquicela, con la que busca la destitución del presidente Guillermo Lasso por “grave crisis política y conmoción interna”. 

Frente a los manifestantes, el legislador Fernando Cabascango dijo: “si el presidente no cumple con el mandato del pueblo ecuatoriano 3ntonces, que se vaya a su casa, pues”.

Con él coincidió su coideario Darwin Pereira. Aseguró que el fallecimiento de cinco personas en el paro nacional es uno de los mayores motivos para aplicar el artículo 130 de la Constitución faculta a la Asamblea a destituir al presidente de la República —en este caso, Guillermo Lasso— por dos causales: 

  • Por arrogarse funciones que no le competan constitucionalmente, previo dictamen favorable de la Corte Constitucional. 
  • Por grave crisis política y conmoción interna. 

El pedido de UNES, sin embargo, fue descartado por otras bancadas legislativa. 

Música y diversidad en el Ágora

Si algo ha caracterizado a la movilización indígena es su música, las coplas andinas que son entonadas en las calles, y que también resonaron en el Ágora. 

Adolescentes, abuelas y niñas cantaban, mientras ondeaban la bandera tricolor. 

Mientras las melodías continuaban, un grupo de activistas y defensoras de Derechos Humanos subieron al escenario. 

Devy Grijalva, una mujer transgénero, tomó el micrófono y frente a los manifestantes reclamó: “nosotras también somos pueblo y nuestras denuncias, nuestras urgencias y necesidades también deben ser escuchadas. A este gobierno de turno queremos decirle que es racista, transfóbico, homofóbico y misógino”.

Su intervención culminó entre aplausos. 

Pasada la una de la tarde, la Asamblea culminó y el ambiente ya auguraba nuevos enfrentamientos. El gas lacrimógeno, lanzado por agentes de la policía nacional, comenzaba a ingresar por el tragaluz del Ágora. 

Mujeres, niñas, niños, adultos mayores y jóvenes embarazadas salieron nuevamente a las calles, donde los enfrentamientos las recibieron. Y continúan pasadas las seis de la tarde del viernes 24 de junio. 

Karol E. Noroña
Quito, 1994. Periodista y cronista ecuatoriana. Cuenta historias sobre los derechos de las mujeres, los efectos de las redes de delincuencia organizada en el país, el sistema carcelario y cubre permanentemente la lucha de las familias que buscan sus desaparecidos en el país. Ha escrito en medios tradicionales e independientes, nacionales e internacionales. Segundo lugar del premio Periodistas por tus derechos 2021, de la Unión Europea en Ecuador. Coautora del libro 'Periferias: Crónicas del Ecuador invisible'. Forma parte de la organización Chicas Poderosas Ecuador.

VER MÁS CONTENIDO SIMILAR