La Confederación de los Pueblos de la Nacionalidad Kichwa del Ecuador (Ecuarunari) anunció que “vigilará las acciones” del Consejo Nacional Electoral (CNE) y que, a partir de las 11:59 de la noche de hoy, varios grupos de sus militantes caminarán desde Cuenca y Loja —en el sur del país— hacia Quito, la capital. “No podemos permitir que quieran seguir saqueando al país”, dijo Carlos Sucuzhañay, presidente de la Ecuarunari, en una rueda de prensa hoy al anunciar la decisión. La movilización se da porque las organizaciones indígenas consideran que las elecciones del 7 de febrero han sido manipuladas para perjudicar a Yaku Pérez, candidato presidencial del movimiento Pachakutik, brazo político del movimiento indígena. 

|¿Quieres saber cómo se hizo esta historia? Únete a la membresia GK para estar en contacto directo con el equipo de la red acción.|

En la  rueda de prensa, dada en la ciudad austral de Cuenca, Sucuzhañay dijo que se han “agotado las instancias correspondientes de manera democrática, de manera pacífica” para protestar por lo que ellos llaman un “fraude”. Dijo también que las organizaciones presentaron a la Fiscalía General del Estado, a la Contraloría y al CNE  denuncias y reclamos sobre el conteo de votos. 

Carlos Sucuzhañay dijo que artesanos, chóferes profesionales y no profesionales, comerciantes, trabajadores públicos y privados, vendedores ambulantes y otras organizaciones sociales podrían participar en las movilizaciones. Según el representante de la Ecuarunari, cada organización debe anunciar su adhesión a las marchas de forma individual. Estas movilizaciones, dijo Sucuzhañay, están respaldadas por la Confederación de Nacionalidades Indígenas (Conaie) y el movimiento Pachakutik. 

El presidente de la Ecuarunari dijo que no es un asunto entre candidatos sino de “defender al pueblo ecuatoriano”. Según Sucuzhañay, el candidato por el Movimiento de Unidad Plurinacional Pachakutik, Yaku Pérez, tiene una propuesta política y económica para los 18 millones de ecuatorianos. 

PUBLICIDAD

En la rueda de prensa, el representante dijo que la semana pasada  iban a hacer movilizaciones pero no lo hicieron porque creían  en la institucionalidad y la transparencia del CNE.  

La tarde del 12 de febrero, los  candidatos Yaku Pérez y Guillermo Lasso llegaron a un acuerdo para que se realice el reconteo de votos en 17 provincias. En esa reunión acordaron realizar el 100% de reconteo de votos en Guayas y el 50% en otras 16 provincias. También acordaron la creación de una veeduría ciudadana para el reconteo. Al día siguiente, Pérez entregó una carta al CNE detallando las otras 16 provincias en las que pide que se recuenten los votos. Ayer, domingo 14 de febrero, el candidato Lasso también envió un documento al CNE, pidiendo que un potencial nuevo conteo se haga en menos provincias. Pidió que los otros 14 candidatos presidenciales aprueben la medida, y que el CNE proclame los resultados de la primera vuelta, antes de hacer un nuevo conteo. Hasta hoy, 15 de febrero, el CNE no ha anunciado los resultados, aunque ya están escrutadas el el 100% de las actas.

Ayer, ambos candidatos reaccionaron en redes sociales acusándose mutuamente de un intento de fraude electoral. El pleno del CNE tiene previsto reunirse hoy en Guayaquil para definir en qué provincias sí se hará un nuevo conteo de votos y cuándo comenzará.  

| Si quieres recibir los textos de GK en tu correo, regístrate aquí. | 

Según la información del Sistema de Resultado de Votación del CNE hasta el mediodía de hoy, el candidato Lasso tenía el 19,74% (1.828.383 votos), Yaku Pérez, el 19,38% (1.795.046 de votos). Andrés Arauz, candidato por el movimiento Centro Democrático, tenía el 32,71%, es decir 3.030.270. El 11 de abril, la elección presidencial se definirá en una segunda y definitiva vuelta entre Arauz y el candidato que quede segundo.