correa.jpg

Durante el informe a la nación del 24 de mayo de 2016, el presidente Rafael Correa dijo que “La tasa de ahorro nacional se ha prácticamente duplicado en nuestro período” y agregó que “cualquier principiante en economía sabe que sin ahorro no puede haber inversión, y hemos sido los campeones en inversión pública a nivel regional y probablemente mundial”. Su declaración es falsa.

Es cierto que sin ahorro no puede haber inversión, como sugiere el Presidente. Pero no es cierto que una alta tasa de inversión implique necesariamente una alta tasa de ahorro porque ese ahorro puede ser propio o ajeno. Esto, porque se puede invertir en proyectos públicos con dinero de otros países (lo que quiere decir su ahorro, no el nuestro). En el caso del gobierno de Ecuador, que —según el Ministerio de finanzas a abril de 2016— ha triplicado la deuda nacional hasta los 34.183 millones desde los 10.234 millones de diciembre de 2009, es evidente que gran parte de la inversión se ha hecho con ahorro de terceros (por ejemplo de China con quien el Estado mantiene una deuda de 8395 millones hasta abril de 2016), no con ahorro propio.

Otro ejemplo para demostrarlo serían los préstamos por sector que mantiene Ecuador con el Banco Interamericano de Desarrollo. Todos suman 8.82 billones de dólares.

 

Bajada
PUBLICIDAD

Verificación de declaración del presidente Correa

fuente

Foto de Agencia de noticias ANDES bajo licencia CC-BY SA 2.0