La Superintendencia de Bancos informó que la supuesta entidad financiera “Quevedo Inversiones-Big Money” no está autorizada ni controlada por la entidad. El anuncio lo hizo la noche de ayer, lunes 28 de junio, en su cuenta de Twitter.

¿Qué se sabe de la supuesta empresa?

La supuesta entidad financiera se dedicaría a la captación de dinero y pagaría, en 8 días, el 90% de interés. Opera en Quevedo, capital de la provincia costeña de Los Ríos. Se estima que cerca de cinco mil personas habrían invertido en la empresa.

No es una empresa legalmente constituida, ni tiene los permisos de las autoridades de control del sistema financiero, que incluye estrictas medidas para garantizar la liquidez de las instituciones que lo conforman.

La empresa recibió la atención de las autoridades de control después de que el pasado 26 de junio, la Fiscalía General del Estado abriera una investigación previa por presunta captación ilegal de dinero, un delito penado en la legislación ecuatoriana. Un parte policial levantado en Quevedo reportó que la supuesta empresa inversora “estaría recibiendo dinero con la promesa del 90% de interés, con plazo de 8 días”.

Noticias Más Recientes

El fundador de la empresa es un exmilitar y autoidentificado empresario de origen esmeraldeño llamado Miguel Ángel Nazareno. En una entrevista con el medio local Al Día, Nazareno dijo: ha hecho un “sinnúmero de inversiones” y que la empresa nace de las necesidades de la pandemia. Además, asegura que sus inversiones son de negocios como madera, tecnología, línea blanca y víveres de consumo masivo. 

También calificó de “acoso” por parte de la prensa las acusaciones que hay en su contra. 

¿Cuánta gente ha invertido?

Se estima que hay miles de personas que habrían entregado dinero a la empresa de Nazareno. Reportes de prensa hablan de entre 5 y 50  mil depositantes, pero hasta el momento las autoridades no han dicho una cifra oficial de cuántas personas habrían invertido. 

¿Por qué ha causado alarma?

Esto preocupa a las autoridades pues se podría tratar de un modelo piramidal o esquema de Ponzi, una piramidal universalmente conocida con ese nombre por Carlo Ponzi, el italiano que las inició en Estados Unidos en la década de 1920. 

Se llama pirámide porque la plata de los primeros depositantes crea un colchón que paga rendimientos iniciales exorbitantes (lo que atrae a nuevos depositantes) pero a medida que se achica el número de personas que aporta capital (o si hay retiros masivos) se agota el efectivo y no hay dinero para pagar los intereses ni devolver el capital de los depositantes más recientes. 

En Estados Unidos, el financista Bernard Madoff creó una pirámide de 65.000 millones de dólares. En China, en 2016, las autoridades descubrieron que una agencia digital de préstamos llamada Ezubao había levantado una pirámide de más de 7.000 millones de dólares en un solo año.

En Ecuador, un notario llamado José Cabrera Román, de la ciudad austral de Machala, amasó una red de decenas de miles de depositantes y captó en los cálculos más conservadores cientos de millones de dólares de depositantes que incluían políticos, altos mandos policiales y militares y decenas de otros de miles de ciudadanos. Cuando Cabrera murió y sus hijos no pudieron seguir con el negocio, hubo saqueos y desmanes en Machala mientras las personas exigían que les paguen o les devuelvan su dinero. 

Quevedo Inversiones Big Money no tiene, además, una constitución legal —es decir, para todos los fines pertinentes, no existe jurídicamente. En un recibo que entrega cuando capta el dinero, aparece un Registro Único de Contribuyentes (RUC) que corresponde a Miguel Ángel Nazareno, quien es el fundador de Quevedo Inversiones.

PUBLICIDAD

Según la Superintendencia de Bancos, al consultar en la página del Servicio de Rentas Internas (SRI) no existe información respecto de la supuesta empresa de Quevedo. “Su falta de veracidad, es la primera característica que la ciudadanía debe considerar antes de tomar una decisión que implique entregar cualquier cantidad de recursos económicos”, dice la entidad de control. Quevedo Inversiones no tiene ni siquiera un sitio web oficial ni redes sociales

La Superintendencia advirtió a los ciudadanos que no se dejen engañar y revisen el listado actualizado de las entidades financieras que están autorizadas.

¿Cuántas redes financieras ilícitas funcionan en el Ecuador?

En el Ecuador existen 113 supuestas entidades financieras sin autorización y de dudosa procedencia, que se han comunicado con usuarios para ofertar productos financieros con características falsas.

En un comunicado oficial, la Superintendencia de Bancos dijo que tiene conocimiento que existen algunas empresas e instituciones, que a través de mecanismos como correos electrónicos, páginas web, hojas volantes, e incluso mensajes de Whatsapp “gestionan y comercializan productos crediticios, de inversión, para empresarios, microempresarios, comerciantes, jubilados, agricultores, transportistas y empleados”. Dichas instituciones estarían ofreciendo sus supuestos servicios bancarios a bajas tasas de interés, “sin requerimiento de garantías y sin cumplimiento de requisitos adicionales mínimos”.

¿Qué dice el Código Orgánico Integral Penal sobre la captación ilegal de dinero?

El artículo 323 del Código Orgánico Integral Penal (COIP) dice que la captación ilegal de dinero sucede cuando una  persona oganiza, desarrolla o promociona “de forma pública o clandestina, actividades de intermediación financiera sin autorización legal, destinadas a captar ilegalmente dinero del público en forma habitual y masiva”.  La sanción por este delito es de cinco a siete años de cárcel

Además, Las personas que realicen operaciones cambiarias o monetarias en forma habitual y masiva, sin autorización de la autoridad competente, serán sancionadas con pena privativa de libertad de tres a cinco años.