El pasado 30 de diciembre, la alcaldesa de Guayaquil, Cynthia Viteri, anunció que usará ivermectina para desparasitar a la población de la ciudad portuaria “de manera masiva”. Según dijo Viteri, el medicamento se aplicará en los hospitales públicos y en los 24 sectores en los que está dividida la ciudad costera. La campaña contará con la participación de 500 médicos.

|¿Quieres saber cómo se hizo esta historia? Únete a la membresía GK para estar en contacto directo con el equipo de la red acción.|

Con respecto al uso específico de la ivermectina, la alcaldesa Viteri dijo que “se ha usado siempre para la desparasitación”. Sin embargo, afirmó también que si en el mundo hay quienes sostienen que el medicamento protege del covid-19 y que puede ser una opción de tratamiento, “pues ya es una cobertura adicional”. 

Viteri aseguró además que si la ivermectina no crea ninguna inmunidad al covid-19, al menos “todo el mundo estará desparasitado en la ciudad de Guayaquil”. La adquisición de la ivermectina costará 21 mil dólares, según información de los procesos de contratación que están en el sitio web de la alcaldía guayaquileña. El contrato está adjudicado a MOLERPA S.A., una empresa que importa, desarrolla y distribuye productos de salud animal. 

La ivermectina es un medicamento que se usa para tratar parásitos tanto en humanos como en animales. En el caso de los humanos, se usa principalmente para tratar estrongiloidiasis intestinal —una infección estomacal causada por una bacteria— y la oncocercosis —una enfermedad causada por la picadura de moscas negras—. Se usa también externamente como tratamiento para los piojos y enfermedades de la piel como la rosácea. En el caso de los animales, se usa para el tratamiento de varias infecciones por ectoparásitos, es decir parásitos externos, como garrapatas y ácaros. Se usa ampliamente en la medicina canina y felina.

PUBLICIDAD

| Si quieres recibir los textos de GK en tu correo, regístrate aquí. | 

Se han hecho varios estudios alrededor del mundo para estudiar cómo funciona la ivermectina contra el covid-19. En un estudio publicado en abril de 2020, un grupo de investigadores afirmaron que la medicina era eficaz. Sin embargo, el estudio fue hecho en un laboratorio y nunca se probó si en realidad la ivermectina funcionaba o no contra el covid en los humanos

Un estudio del Centro de Estudios en Infectología Pediátrica (Ceip) en Colombia no validó el uso de la ivermectina contra el covid-19. Los análisis no encontraron evidencia suficiente para recomendar el uso generalizado del fármaco como tratamiento contra el coronavirus. 

La Administración de Alimentos y Medicamentos estadounidense (FDA por sus siglas en inglés), dice que la ivermectina para animales no debería usarse para tratar o prevenir el covid-19 en humanos. Según dijo la FDA, no se ha logrado establecer ni los beneficios del medicamento ni su grado de seguridad. Además, se necesitan estudios clínicos verificados —que aún no hay— para determinar si la ivermectina es realmente efectiva.

 |Para saber las últimas actualizaciones sobre las Elecciones de 2021 en Ecuador, haz clic aquí| 

El uso de la ivermectina puede tener efectos secundarios. Algunos de ellos son sarpullido, náuseas, vómitos, diarrea, dolor de estómago, e hinchazón del rostro o de las extremidades. Sin embargo, también puede producir efectos más severos como: convulsiones, confusión, bajones de la presión arterial, sarpullido grave que puede necesitar hospitalización y hepatitis. El uso de la ivermectina también podría estar relacionado con una disminución del número de glóbulos blancos y afectaciones en el hígado.