Roberto y William Isaías fueron dueños del banco Filanbanco y de varias empresas del Grupo Isaías. Filanbanco fue una de las instituciones financieras con mayor liquidez del Ecuador hasta fines de los años noventa cuando estalló la mayor crisis financiera del país. Ecuador había soportado varias dificultades económicas y financieras que se agravaron en 1999, bajo la presidencia de Jamil Mahuad. En marzo de ese año, se anunció la congelación de las cuentas bancarias por un período inicial de 24 horas, que finalmente duró 5 días. Además se anunció un congelamiento de los depósitos en los bancos durante un año y duras medidas económicas, conocidas como “paquetazo”. La situación agravó la crisis política del país; hubo protestas, saqueos y disturbios.

Apenas tres meses antes, en diciembre de 1998, Filanbanco había tenido problemas de liquidez y había pasado a manos del estado ecuatoriano. Las operaciones cerraron definitivamente en 2001.

Varios de los fondos congelados no fueron devueltos a sus depositantes. En 2012, diario El Comercio publicaba que fueron 570 mil clientes afectados por el cierre de Filanbanco y que para esa fecha, eran 60 mil acreedores.

En 2001, la empresa consultora Deloitte entregó un informe, citado por la Procuraduría General del Estado, al superintendente nacional de instituciones financieras. Se calculó pérdidas de los depositantes de cerca de 661,5 millones de dólares.

El Estado concluyó que los hermanos Isaías habían drenado los fondos del banco. La Agencia de Garantías de Depósitos (AGD), institución encargada de fortalecer el sector financiero y productivo del país, determinó que responsabilidad civil solidaria entre los hermanos Isaías, Juan Franco Porras, gerente general y representante legal; Gastón García González, auditor interno; Leonardo Navas Banchón y Antonio Arenas, contadores. La responsabilidad civil solidaria es la responsabilidad que tiene un grupo de individuos con uno o más acreedores. Los responsables solidarios debían asumir la deuda. Pero, en el 2000, salieron del país hacia Estados Unidos, donde viven desde entonces y continúan siendo empresarios de 19 compañías a su nombre. Entre ellas están: Spanish Cable Network, Batan Miami Corp., Pacific Condos, Somos TV, Wreal, entre otras.

PUBLICIDAD

Para el 2008, ya en el gobierno de Rafael Correa,  AGD  decidió incautar los bienes del Grupo Isaías. Entre las empresas incautadas están: los medios de comunicación GamaTv y TC Televisión, Maxigraf, Emilio Isaías Compañía Anónima (EICA), Tv Cable, revista La Otra, Súper K, entre otras.

Según un informe The New York Times, familiares de los hermanos Isaías donaron 90 mil dólares para la reelección del presidente Barack Obama y miles de dólares a miembros del Congreso de Estados Unidos. “Después del donativo a la campaña de Obama, el Departamento de Justicia rechazó el pedido de extradición de Ecuador indicando que carecía de pruebas suficientes”. El gobierno ecuatoriano acusó a Estados Unidos de haber rechazado su pedido a cambio de el dinero entregado por los Isaías. La administración Obama dijo que los donativos entregados no incidieron en sus decisiones.